Una campana es un equipo que opera con un electroimán alimentado por voltaje, un electroimán es un equipo que produce magnetismo temporal al energizar una bobina con corriente eléctrica alterna y esta bobina está enrollada en un núcleo de fierro produce atracción y repulsión de un metal que golpea una campana.